2 Casos Clínicos

1 – Mujer de 64 años, que acude a mi consulta con cefaleas, nucalgia, contracturas cervicales, sensación de inestabilidad, …
Todo esto después de una caída de espaldas con un golpe fuerte en el occipital.

En la exploración se encontraron lesiones osteopáticas en varias de las relaciones del occipital con su entorno (lesión en la SSB, lesión en la articulación OM izquierda, y en la relación occipital atlas axis).

Fue tratada con nuestras técnicas habituales, con muy buen resultado respecto a su sintomatología.

2 – Paciente de 33 años, que acude a consulta con una sintomatología indefinida. Había oído hablar de la Osteopatía y quería ver qué se le encontraba en una exploración osteopática.

En la exploración, en primer lugar, como hemos explicado anteriormente en el blog, quedó claro que la lesión más importante estaba en cráneo. Luego, mirando localmente, apareció una lesión en malar derecho, que podríamos describir como si estuviese “hundido” respecto a su entorno.

El tratamiento, en casos similares, consistiría en primer lugar en hacer una decoaptación (esto es una técnica directa en contraposición con lo habitual en nuestro método, que suele hacerse como preparación para una corrección con técnicas indirectas según la sutura afectada).
Pero resultó que sólo con la decoaptación hubo una buena respuesta, que el paciente notó muy claramente, con lo que dimos por finalizado el tratamiento.

Posteriormente hablando, el paciente me confirmó que años antes había tenido un traumatismo importante en cráneo directamente sobre el malar y, en consultas sucesivas, para reafirmar el tratamiento, el paciente refirió que había notado cambios interesantes. Él no esperaba ninguna nada concreto, pero me contó que dormía mejor, que había mejorado su capacidad de concentración, que estaba más tranquilo, y que estaba muy agradecido pro el tratamiento.